miércoles 30 de noviembre de 2022

Protesta del campo

FFA-AYALA: “esta situación nos duele mucho, este ninguneo permanente que nos hace el Gobierno de la provincia a la Federación Agraria”

El referente de la filial Laguna Naineck advirtió “reclamamos al Gobierno de la provincia una respuesta a un pedido que hicimos hace ya más de 60 días”

viernes 25 de noviembre de 2022
FFA-AYALA:  “esta situación nos duele mucho, este ninguneo permanente que nos hace el Gobierno de la provincia a la Federación Agraria”

Productores de la zona norte de la provincia, convocados por la filial local de la Federación Agraria Argentina, realizaron este jueves un “tractorazo” sobre la ruta nacional 86 y por las calles principales de Laguna Naineck, para reclamar una respuesta del Gobierno a sus reclamos para la adopción de medidas para el sector.

Al respecto, el director de Federación Agraria-Filial Naineck, Pánfilo Ayala, explicó que la protesta consistió en una movilización simbólica con veinte tractores en un tramo de la ruta 86, de la que participaron alrededor de medio centenar de productores, “reclamando al Gobierno de la provincia una respuesta a un pedido que hicimos hace ya más de 60 días”.

Dijo que la marcha siguió en las calles principales de Laguna Naineck y finalizó cerca del mediodía con un breve acto en el que se plantearon los reclamos al Estado provincial.

Precisó que le reclaman una asistencia por las heladas tardías y por la sequía invernal, señalando que “por el desfinanciamiento que tenemos hemos solicitado aportes no reembolsables por esta situación para todos los productores afectados.

Indicó que la crisis afecta a productores bananeros, tomateros y a chacareros que sembraron mandioca. “Hemos pedido que se haga un relevamiento en forma inmediata para saber cuántos productores bananeros quedan, porque hace más de dos años que no se realiza”, apuntó.

Ayala explicó la importancia de un relevamiento “que nos permita tener datos precisos para que el programa que existe se aplique en forma urgente y que sea duplicado mediante aportes no reembolsables.

Tras remarcar que no tuvieron “absolutamente ninguna respuesta por parte del Gobierno”, el dirigente agrario reconoció que “esta situación nos duele mucho, este ninguneo permanente que nos hace el Gobierno de la provincia a la Federación Agraria”.

En este sentido, recordó que el nuevo ministro de la Producción Alejandro García, “en un principio nos dijo que el camino iba a ser el diálogo, pero hemos remitido notas y no nos contesta, se cortó el teléfono y ya no hay diálogo”.

Más adelante, el referente de Federación Agraria en la zona norte de la provincia advirtió que la situación del sector “es preocupante”, y sostuvo que “nos estamos encaminando hacia una situación terminal”.

Abonando esta afirmación reveló que “más de 400 hectáreas de cultivo desaparecieron solamente durante este año, dejando sin actividad a unas 50 familias, y esto es grave”.

“En la provincia de Formosa se vive una situación de “bananicidio” con la producción bananera, creemos que el Estado debe intervenir rápidamente, y reclamamos también que se habrá un dialogo porque ese es el camino para poder discutir entre las partes”, manifestó.

Insistió en remarcar la situación “angustiante” que vive la gente de campo en esa zona de la provincia, señalando que “la familia sufre mucho por la situación económica que genera la inflación. Queremos seguir viviendo del campo, seguir produciendo, queremos seguir estando en el campo, porque la Argentina y la provincia van a ganar diez veces más si invierten en los productores pero en estas condiciones no podemos continuar con la actividad”, advirtió.

Al realizar un balance de lo ocurrido durante el 2020, Pánfilo Ayala aseguró que “este fue un año negativo, muy oscuro y muy triste, con miles de toneladas de producción y de hectáreas perdidas, con familias que están sufriendo y que van a abandonando la actividad en el campo.

Es un balance negativo el de este año y no se avizora algo bueno porque en estas condiciones se van a abandonar muchas áreas de siembra”, vaticinó. Puso como ejemplo el caso de los productores tomateros “que solían sembrar 120 hectáreas y este año solamente van a cultivar 20.

Estamos retrocediendo a pasos agigantados y el futuro no es bueno, ojalá que en lo inmediato el Estado reaccione para que tengamos algo más de esperanza, y si bien es cierto llovió después de seis meses, cambió el paisaje de las chacras pero el problema sigue siendo tan grave como el de meses atrás”, concluyó.

 

Te puede interesar
Últimas noticias
MÁS VISTAS