martes 9 de agosto de 2022

Economía

Massa dijo que el campo liquidará 5.000 millones de dólares y anunció la quita de subsidios a cuatro millones de hogares

viernes 05 de agosto de 2022
Massa dijo que el campo liquidará 5.000 millones de dólares y anunció la quita de subsidios a cuatro millones de hogares

"Hoy firmamos un compromiso con los diferentes sectores en los que nos comprometemos a un procedimiento de liquidación y tenemos la certeza que va a garantizar el ingreso de 5.000 millones (de dólares)", afirmó Sergio Massa sobre el interrogante central que encerraba el anuncio de este jueves en su primer conferencia como ministro de Economía.

La posibilidad de un desdoblamiento cambiario o algún otro incentivo para que el campo liquide la cosecha de soja que retiene, no se anunció como había circulado en distintas versiones en los días previos. Massa prefirió dejar ese tema abierto a futuras negociaciones con el campo, pero reconoció que la brecha cambiaria que afecta al dólar es un "drama" que hay que resolver.

Sin embargo, advirtió: "Los shock devaluatorios lo único que producen es pobreza y una enorme transferencia de recursos", lo que sugiere con bastante claridad que por ahora buscará demorar una devaluación, como espera el campo para liquidar. El precio del dólar hoy atomizado en varias cotizaciones financieras y un precio oficial irreal, es uno de los principales nudos que traba la economía.

Fuentes del mercado confirmaron a LPO que el acuerdo al que aludió Massa se trabajó con los grandes exportadores de granos, una práctica habitual de los gobiernos cuando están urgidos de dólares. Per analistas del mercado desinflaron un poco las expectativas, ya que los 5.000 millones que Massa anunció que ingresarán en los próximos 60 días representan una cifra normal para esta época del año.

Como sea, frente a la decisión de dejar abierto el capítulo cambiario, Massa si eligió dar señales concretas en el capítulo fiscal. Anunció que se cumplirá con la meta del 2,5% de déficit acordada con el FMI para este año. Dijo que ordenó no ejecutar el saldo pendiente de Adelantos Transitorios del Banco Central, además de mantener el congelamiento de la planta de personal del Estado y ordenar su publicación mensual por el Indec.

"No le vamos a pedir más plata para financiarnos al Banco Central y ordené que este lunes le devolvamos 10.000 millones", anticipó, señalando que no se apelará mas a la emisión para financiar los gastos del Estado. Y advirtió: "Vamos a hacer todas las correcciones necesarias para honrar nuestra palabra empeñada". Un ajuste del gasto que también incluye a las provincias que quedará a cargo del experimentado secretario de Hacienda, Raúl Rigo, que conoce como pocos los secretos del gasto público.

Pero acaso el capítulo fuerte de ajuste del gasto vino por el lado de los subsidios. Luego de anunciar que "la segmentación terminó" dijo que del registro de personas que pidieron mantener el subsidio surge que cuatro millones de hogares no lo recibirán más. Y de los 10 millones que pidieron conservarlos, se les reconocerá sólo el 50% del gasto hasta los 400 kilowats de promedio mensual, como anticipó LPO en exclusiva. Se mantiene la tarifa social y también habrá recortes de subsidios en gas y agua.

"No puede ser que los que más gastan sean los que más subsidios reciben", afirmó en una de sus definiciones más duras. En efecto, las distribuidoras señalan que en los barrios más postergados se dan consumos eléctricos altos.

Un economista con experiencia en el mercado y la administración pública, afirmó a LPO que los anuncios de Massa "los lineamientos son correctos, pero falta la implementación, hubo mucho vamos a...".

En el diagnóstico inicial que hizo, Massa afirmó: "Tenemos que resolver esta doble cara de Argentina que crece al 6% y genera empleo, pero al mismo tiempo tiene una enorme desconfianza en su moneda, desorden del gasto y brechas".

"La Argentina es un país con recursos en vías de desarrollo, no un país rico, la riqueza tenemos que construirla", agregó y advirtió que las medidas que anunció "son las primeras, pero no son las únicas, en los próximos días vamos a seguir con más decisiones".

Sobre la urgencia por fortalecer reservas, Massa confirmó el anticipo exclusivo de LPO: se negocia con crédito repo con tres bancos internacionales y un fondo soberano. No dio más precisiones. Además anunció que "estamos avanzado en el desembolso por 1200 millones de dólares con organismos internacionales por programas vigentes y en los próximos días firmaremos un nuevo programa con la CAF con un desembolso por 750 millones de dólares adicionales".

Por otro lado, anunció que las universidades auditarán a los beneficiarios de los planes sociales para decidir si pueden continuar con la asistencia del Estado, como también anticipó LPO semanas atrás.

"El 15 de agosto empieza una auditoría que realizarán las universidades. Quién no la cumpla, recibirá la suspensión del plan", dijo Massa y advirtió que la liquidación se cruzará con las bases de datos de la Anses. Massa retoma así una iniciativa que no pudo concretar el ministro de Desarrollo Social, Juan Zabaleta.

Finalmente anunció un canje voluntario para los vencimientos en pesos de los próximos 90 días, del que dijo ya tienen compromisos de adhesión de más del 60%. Esa medida acaso agitó las versiones de este martes de operadores del mercado sobre la inminencia de un Plan Bonex, que fue compulsivo.

 "Les transmito esta consideración para que aquellos que especularon con un reperfilamiento de la deuda entiendan que no hay que llevar zozobra a la población ni a los inversores", cerró Massa en el único momento que dejó traslucir cierto enojo.

Te puede interesar
Últimas noticias
MÁS VISTAS